Mié. Oct 5th, 2022
Vacuna covid19

¿Es la inoculación la solución? Esta es la pregunta que nos aborda hoy a Haz Hispania.

Dejando desde el principio claro que Haz Hispania cree en la libertad individual de las personas. Y en su libre decisión de ser inoculados o no.

Volvemos a preguntar ¿Es la inoculación la solución?, en un país como España. Con un porcentaje de inoculados con pauta completa de casi un 80%. Da la casualidad que de cara a la navidad comienzan a crecer de nuevo los contagios.

No solo está pasando en España, en diferentes países de la Unión Europea, esa Unión Europea que nos está quitando cada vez más soberanía.

Seguimos con la duda de si ¿es la inoculación la solución? Es esa la verdadera solución. inocularse con una sustancia experimental. Que no inmuniza, que aun con la pauta completa puedes contagiar y contagiarte con este temido virus.

¿La inoculación es la solución? ¿La solución es marginar y confinar a los no inoculados como hace Austria? ¿Es la inoculación la solución? ¿Es la solución total a esta supuesta pandemia, perseguir a un 20% de la población. Que no tienen la pauta completa, como si fueran asesinos en serie? O tal vez ¿Es la solución obligar por las buenas o por las malas a inocularse estos sueros experimentales, como ha declarado el señor Revilla?

Pues bien, desde Haz Hispania nos posicionamos frente a aquellos que coartan la libertad de decisión como el señor Revilla.

Nos ponemos frente a esa elite que esconde sus verdaderos fines detrás de una supuesta pandemia. Confinándonos, recortando nuestros derechos, incrementando la inflación y devaluando los sueldos.

Nos posicionamos frente a ellos como corazones indomables, respondiendo a la pregunta ¿Es la inoculación la solución? Con un rotundo no. Ya que está demostrado que personas con pauta completa son ingresadas en UCI e incluso llegan a fallecer. Que estos sueros experimentales no inmunizan por mucho que las televisiones digan lo contrario.

Somos corazones indomables, y como tales nos comportamos, la inoculación no es la solución y menos con obligatoriedad.

Desde este pequeño rincón. Animamos a aquellos que como nosotros sean almas ardientes a denunciar. Y a señalar a aquellos organismos que obliguen de una u otra manera a que la gente se inocule.

A los corazones indomables no se los doblega con facilidad, somos la resistencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.